Ante todo hemos de aclarar que el climaterio es todo el proceso que abarca varios años antes hasta la llegada de la menopausia.

Si has llegado a este artículo es porque seguramente estás en la edad crítica y te preguntas si alguna de las cosas que sientes pueden ser síntomas del climaterio.

Puede decirse que el climaterio es el conjunto de síntomas y la menopausia es la última menstruación.

La menopausia es una etapa que todas las mujeres pasan y viven muchos cambios tantos físicos como psíquicos. A nivel físico los principales problemas que se pueden dar en el climaterio son:

  • Sofocos.
  • Dolores de cabeza.
  • Sequedad vaginal.
  • Cansancio.
  • Falta de energía.
  • Entre otros.

A nivel psíquico se dan también un buen puñado de inconvenientes:

  • Depresión.
  • Descenso de libido.
  • Aumento de peso.
  • Irritabilidad.
  • Problemas cardiacos.
  • Entre otros.

Por supuesto estos síntomas pueden no darse en todas las mujeres y además son muy variables de un caso a otro. Mientras que algunas mujeres aseguran no haber tenido ningún síntoma, otras en cambio refieren haber tenido algún síntoma o todos. Así que los síntomas del climaterio pueden darse o no, y con mayor o menor gravedad.

Mucho va a depender también de en qué estado de salud llegue la mujer a la menopausia y también de la actitud con la que se enfrente a ella.

En general encarar la vida con una actitud positiva es muy beneficioso y no iba a ser menos para afrontar la etapa en la que nos vemos inmersas.

Pero si te sientes identificada en este artículo no te desesperes porque todo puede atenuarse. Para los síntomas físicos puedes recurrir a tratamientos naturales o farmacológicos igual que para los síntomas psíquicos.

También te puede ayudar mucho saber que la menopausia va a pasar y con ella los molestos inconvenientes que se presentan. Luego de la menopausia viene la etapa denominado postmenopausia y en ella los síntomas suelen disminuir y a veces desaparecer completamente.

La menopausia es una etapa que todas las mujeres han de pasar por lo tanto lo mejor es afrontarlo con optimismo. Y si es necesario buscar ayuda en tratamientos naturales o médicos, que nos puedan aliviar.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies