Menopausia y Ginecología: Tratamiento Ginecológico de los Síntomas de la Menopausia

Menopausia y Ginecología: Tratamiento Ginecológico de los Síntomas de la Menopausia

Con la llegada de la menopausia se producen muchos cambios fisiológicos y emocionales en las mujeres, y ésta conlleva el cese total de las menstruaciones y de la producción de las hormonas sexuales femeninas, estrógenos y progesterona.

Sin embargo los síntomas normalmente comienzan varios años antes, y pueden durar algunos meses o años, y extenderse incluso después de alcanzada la postmenopausia, que es el estadio inmediato posterior a la menopausia.

Comúnmente la edad promedio en la que las mujeres suelen alcanzar la menopausia es entre los 51 y 52 años.

No obstante en algunas mujeres se produce la llamada menopausia precoz o prematura, cuando se alcanza la menopausia antes de los 40 años, y como es lógico esto tiene una gran repercusión en el organismo femenino.

Como ya se mencionó cuando una mujer se va acercando a la menopausia los ovarios dejan de producir óvulos, al mismo tiempo que los niveles de estrógeno y progesterona van disminuyendo.

Este proceso provoca cambios en el cuerpo de la mujer, la cual se ve privada de la protección que brindan estas hormonas y pueden producirse diferentes síntomas y problemas de salud, tanto a corto como a largo plazo, como atrofia vaginal, osteoporosis, enfermedades cardíacas, trastornos del sueño, aumento de peso, etc.

Por suerte existe mucha información hoy en día sobre esta etapa de la vida de la mujer, aprende más sobre la menopausia.

Es por ello que lo más aconsejable es que cuando una mujer se acerca a la menopausia busque ayuda especializada, y entre los profesionales capacitados para orientar y ayudar en este proceso se encuentran los ginecólogos, aunque cabe aclarar que lo ideal es ser atendida por un equipo multidisciplinar.

No obstante, el ginecólogo deberá hacer una evaluación y un diagnóstico de la situación en base a los síntomas clínicos que se estén experimentando, tales como sofocos, fatiga, sudores nocturnos, etc., y la historia ginecológica de la mujer.

Muchas mujeres piensan que al alcanzar cierta edad ya no deben realizarse revisiones ginecológicas y eso es un error.

Lo cierto es que en todas las etapas de la vida, la mujer debe realizarse revisiones periódicas ginecológicas, ya que éstas tienen como objetivo detectar a tiempo posibles problemas ginecológicos para darle un tratamiento adecuado.

🚑Cuidado Integral de la Mujer en la Menopausia

Cuidado ginecológico de la mujer en la menopausia

Lo ideal para la mujer menopaúsica es que un equipo multidisciplinario le ayude a aliviar y tratar los síntomas de la menopausia, tanto físicos como emocionales y psicológicos.

Muchos hospitales y clínicas suelen tener unidades especializadas en menopausia, donde se da un tratamiento integral a la mujer menopaúsica, y se le ayuda a aliviar y prevenir los síntomas climatéricos, con el fin de mejorar su calidad de vida.

Se realiza en primera instancia una valoración individualizada de la paciente que será llevada a cabo por ginecólogos expertos, para decidir las opciones de tratamientos más apropiadas en cada caso en particular.

Normalmente un equipo multidisciplinario para ayudar a la mujer menopaúsica suele contar con los siguientes profesionales:

  • Ginecólogos.
  • Fisioterapeutas.
  • Psicólogos.
  • Nutricionistas.
  • Sexólogos.
  • Urólogos.

Y entre los exámenes que se suelen realizar se hallan los siguientes:

  • Revisión ginecológica.
  • Ecografía vaginal.
  • Citología vaginal y colposcopia.
  • Densitometría.
  • Mamografía, ecografía y resonancia magnética de mama.

👩‍⚕️¿Por qué y para qué consular con un Médico Ginecólogo durante la menopausia?

Mujer con médico ginecólogo en la menopausia

El ginecólogo está capacitado para ayudar a la mujer en todo lo relativo a la salud femenina y en lo relacionado con su sistema reproductivo y con su condición de género.

Un ginecólogo es un médico especializado en la salud femenina fuera del embarazo; atiende todos los aspectos relacionados con la salud y las enfermedades en la mujer, que estén relacionados con su sistema reproductivo y con su condición de género.

Su función es ayudarle en el cuidado de la salud ginecológica en cada etapa de su vida, encargándose de identificar problemas o alteraciones ginecológicas, desde la primera menstruación hasta la llegada de la menopausia.

El ginecólogo trata los aspectos relacionados con las enfermedades de los órganos reproductivos femeninos, la anti-concepción, la sexualidad y la infertilidad, entre otros temas.

De modo que cada cambio que experimenta la mujer sea llevado con la menor cantidad de inconvenientes y problemas posibles, y el proceso en sí sea lo más placentero y agradable que se pueda.

💥Problemas Ginecológicos en la Menopausia

Problemas Ginecológicos en la Menopausia

Al desaparecer la menstruación y la ovulación, y con la disminución de las hormonas femeninas, se pueden producir problemas de salud que deben ser atendidos y seguidos de cerca por un ginecólogo.

Como ya mencionamos antes, al desaparecer la menstruación y la ovulación, y con la disminución de las hormonas femeninas, se pueden producir varios problemas de salud y síntomas.

Esta fase de la vida de la mujer es ineludible, llegará con toda seguridad, por ello es importante que la mujer se prepare para esta etapa.

Entre los problemas de salud ginecológicos que puede encontrar una mujer en esta etapa de su vida se hallan los siguientes:

  • Cambios en la sexualidad: si bien una vez se ha alcanzado la menopausia la mujer ya no puede quedar embarazada, siempre se debe tener presente que se sigue pudiendo contraer enfermedades de trasmisión sexual como el HIV, y por ello es necesario que se siga utilizando preservativos al tener relaciones sexuales.
  • Problemas con la vagina y la vejiga: es bastante común que el área genital padezca dolor durante el coito, como así también sequedad y ardor al orinar. Asimismo puede que aumente las probabilidades de contraer infecciones urinarias o vaginales.
  • Incontinencia urinaria y prolapso de los órganos pélvicos: también es frecuente que se produzca un descenso de los órganos pélvicos, como el útero, la vejiga o el recto, esto puede darse de manera individual pero normalmente se produce en conjunto con el órgano adyacente. Si bien muchos pacientes no presentan síntomas suelen quejarse de una sensación de cuerpo extraño vaginal. En este sentido hay procedimientos muy poco invasivos que ayudan a cambiar esta sensación y solucionan además la incomodidad provocada por la incontinencia urinaria. Como siempre lo más aconsejable es consultar con tu ginecólogo de confianza, para que juntos decidan el mejor tratamiento para tu caso en particular.
  • Alteraciones a nivel genital: con el paso de los años en muchas mujeres se produce una pérdida de colágeno y de tejido de sostén en todo el cuerpo, lo cual suele provocar una caída y atrofia tanto de las estructuras faciales como corporales. En el área genital esta atrofia se presenta con cambios en el canal vaginal y en los labios menores y mayores, lo que produce un cambio a nivel sexual además de una alteración estética. Hoy en día hay diversos procedimientos que ayudan a mejorar tanto la apariencia estética como la calidad de vida sexual.

Cuándo acudir al ginecólogo en la menopausia

Es ideal acudir a un ginecólogo al aparecer los primeros síntomas de la menopausia, para que éste oriente y ayude a determinar las mejores opciones de tratamientos.

Podría decirse que lo ideal sería consultar con un ginecólogo cuando aparezcan los primeros síntomas de la menopausia, de manera que sea él quien oriente y ayude a determinar las opciones de tratamientos apropiados para cada caso en particular.

Tu ginecólogo conoce tu cuerpo y tu organismo, y tu estado de salud en general, y en base a ello es la persona más capacitada para proponerte un tratamiento adecuado.

Una situación particular donde hay que consultar con el ginecólogo es el caso de que se produzcan sangrados irregulares, ya que si bien esto puede significar la llegada de la menopausia, también puede deberse a la presencia de tumores o quistes.

Por ello debes tener claro que aunque estés en la menopausia, o ya la hayas pasado, y como consecuencia no puedas quedar embarazada, y pienses que ya no debes realizar tus controles ginecológicos, te aclaramos que siempre debes seguir realizando dichos controles periódicos, ya que son el único medio para que prevengas y evites problemas de salud en este área.

🔎Busca ayuda en línea

Mujer consulta al ginecólogo online

Hoy en día se puede aprovechar el poder de la Internet para consultar con médicos ginecólogos en línea y resolver rápidamente cualquier duda o pregunta que se tenga.

En este artículo hemos intentado mostrarte los problemas ginecológicos más frecuentes en la menopausia, no obstante existen otros que no hemos tratado en este artículo, que no suelen ser tan frecuentes.

Por ello siempre que tengas dudas sobre tu salud, y presentes cualquier cambio o alteración en tu aparato reproductor debes consultar con un médico especialista ginecólogo.

No olvides que sólo un profesional de la salud calificado tiene la potestad para sugerirte y ayudarte a llevar a cabo un tratamiento adecuado según tu caso en particular.

Si tienes más dudas consulta un médico ginecólogo en línea que te ayudará a resolver las dudas y preguntas que tengas y te asesorará sobre cuáles son tus opciones y como proseguir de la mejor manera posible.

 

Recuerda: este artículo es meramente informativo y educativo, no sustituye la opinión, ni el consejo, ni el tratamiento médico profesional.

 

Menopausia y Ginecología: Tratamiento Ginecológico de los Síntomas de la Menopausia
4.8 (95%) 4 votes
Si te resultó de interés este artículo y te ha sido útil, compártelo en tus redes sociales favoritas para que llegue a más personas. Muchas GRACIAS!!! 😉

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de Cookies

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, al igual que la mayoría de los sitios web, para brindarte la mejor experiencia de usuario posible de conformidad con el Reglamento Europeo de Protección de Datos. Si continúas navegando consideramos que Aceptas su uso tal y como establece nuestra Política de Cookies y nuestra Política de Privacidad, pincha en los enlaces para más información. Las instrucciones para bloquear el uso de cookies en tu navegador se encuentran AQUÍ

ACEPTAR
Aviso de cookies